miércoles, 11 de marzo de 2009

El micrometraje de marzo: Retrato de un detective salvaje






"Vi que Lupe me miraba desde el interior del coche y que abría la puerta. Supe que siempre había querido marcharme. Entré y antes de que pudiera cerrar Ulises aceleró de golpe. Oí un disparo o algo que parecía un disparo. Nos han disparado, hijos de la chingada, dijo Lupe. Me volví y a través de la ventana trasera vi una sombra en medio de la calle. En esa sombra, enmarcada por la ventana estrictamente rectangular del Impala, se concentraba toda la tristeza del mundo. Son fuegos artificiales, oí que decía Belano mientras nuestro coche daba un salto y dejaba atrás la casa de las hermanas Font, el Camaro de los matones, la calle Colima y en menos de dos segundos ya estábamos en la avenida Oaxaca y nos perdíamos en dirección al norte del DF."

Fragmento de la novela Los detectives salvajes, de Roberto Bolaño


Dos retratos de Roberto Bolaño (lápiz sobre papel)

4 comentarios:

safrika señorita dijo...

Genial, como siempre.

Un abrazo

Pablo Gallo dijo...

Gracias, Safrika señorita.
Un abrazo.

estibaliz dijo...

como lograches converter a ollada tristona e melancólica de Bolaño na ollada dun detective a piques de fuxir?

ah, é miracoloso

Pablo Gallo dijo...

O certo e que logreino cun lapiceiro e unhas follas de papel. A música de Mancini tamén fai moito. Non penso que sexa miracoloso, pero agradezo, querida Estíbaliz, a tuas palabras.
Bicos.