martes, 3 de julio de 2012

Los misterios de la fotografía

Fotografía de Vari Caramés, serie Coruña by night

He visitado en tres ocasiones la fascinante exposición de Vari Caramés que puede verse hasta el 8 de julio en la céntrica Sala Rekalde de Bilbao. La muestra lleva por título Ritmo mareiro y repasa su trabajo desde 1980 hasta hoy en día. Tras esas visitas he llegado a pensar que el fotógrafo gallego podría ser un vampiro; quizá un vampiro de instantes -a la caza de esa cotidianeidad que con tanta naturalidad parece transformar en misterio- pero un vampiro al fin y al cabo. Hay diferentes aspectos de su obra que me han llevado a pensar en esto.
1. Muchas de sus fotografías hacen referencia a la noche, como la serie titulada Coruña by night.
2. Hay una serie titulada Castelos de Galicia, en la que podemos contemplar una serie de torres de castillos de la que Caramés dice que fue producto del interés por entrar en ese mundo oscuro, misterioso y evocador de las leyendas medievales.
3. La utilización de ciertos recursos espectrales como desenfoques o reflejos; y todo el mundo sabe cuanto obsesionan los reflejos a los vampiros.
4. La atemporalidad de sus imágenes también resulta sospechosa.
5. Todos esos animales que aparecen en sus fotografías y que me han hecho recordar a Bela Lugosi encarnando a Drácula y declamando aquello de “Escúchalas, las criaturas de la noche, ¡qué música hacen!”.
6. Hay un detalle que me ha inquietado de forma definitiva: en una de sus imágenes, perteneciente a la serie Coruña by night, aparece un fragmento del escaparate de un quiosco junto a otro escaparate lleno de cabezas de maniquíes y, en el primer escaparate, puede verse una revista sobre Drácula. Es una revista que se publicó en enero de 1993. Lo sé porque hace poco más de un mes encontré un ejemplar de esa revista, un ejemplar que había comprado yo en A Coruña a los 18 años y que había olvidado por completo. Y ahora encuentro también esa revista en una de las misteriosas fotografías de Vari Caramés, como si de un fantasma se tratase. Ante tal coincidencia, he pensado incluso que el ejemplar de la fotografía podría ser el mismo ejemplar que compré yo a los 18 años. No sería tan descabellado, cosas más raras se han visto.

Detalle

Aquí la revista sobre Drácula junto al catálogo de la exposición de Vari Caramés.
Y mucho más sobre el maravilloso trabajo de Vari Caramés pinchando AQUÍ.

Por cierto, hablando de vampiros, ayer me enteré de que la coruñesa Fundación Seoane acogerá unas jornadas sobre Drácula el 26 y 27 de julio. Jornadas coordinadas por Eduardo Riestra (editor de Ediciones del Viento) y dirigidas por Jesús Egido (editor de Rey Lear) y con ponentes como Luis Alberto de Cuenca, Emma Cohen, Jesús Palacios, José Luis Castro de Paz o Alicia Mariño.
Más información pinchando AQUÍ.