martes, 30 de diciembre de 2014

Un último libro, un último retrato


1. El último libro que he leído este año 2014 lleva por título “La Universidad Blanca”, ha sido escrito por Ismael Belda (Valencia, 1977) y publicado por Ediciones La Palma. La pieza central del libro es un largo poema narrativo que habla de un lugar de aprendizaje perteneciente al mundo de los sueños y de los misterios. He sentido que paseaba por ese lugar mientras leía el libro, y de vez en cuando me detenía, y creía que alguien me observaba escondido entre las palabras, y escuchaba entonces extraños sonidos que parecían provenir del otro lado de la página.
2. Supe de la existencia de Ismael Belda y de su blog -El paso del mulo- a través del escritor Alberto Olmos. Y allí me encontré de pronto con Neo Rauch -pintor alemán por el que siento gran admiración-, y también con escritores como Andrés Ibáñez o David Markson, o con poetas como Robert Browning o Alfred Tennyson, o con los cineastas Hermanos Quay. A partir de entonces he visitado numerosas veces su blog y he disfrutado mucho leyendo todos esos artículos suyos. Ismael escribe además con una erudición que despierta siempre mi curiosidad desde las primeras líneas.
3. Conocí a Ismael Belda en Madrid hace unos veinte días. Acudió a la sesión psicográfica que realizamos en el Café Molar. Después hablamos y bebimos durante largo rato. Finalmente, continuando con mi manía de construir un diario gráfico en el que dejar constancia de gente a la que voy conociendo, el último retrato de este año 2014 ha sido el que he realizado de Ismael Belda de perfil. 
Parece estar observando La Universidad Blanca escondido entre sus palabras.