martes, 1 de abril de 2014

Homenaje a Ana Santos Payán

Retrato de Ana Santos Payán (Tinta sobre papel, 21 x 30 cm, 2010)

Me he quedado helado, muy triste, al saber del fallecimiento de Ana Santos Payán,  conocida también como Ana Gaviera por ser cofundadora de El Gaviero Ediciones, con quienes publiqué mis dibujos Hiperhíbridos. Primero llegó un whatsapp de mi amiga Estíbaliz Espinosa. Después vi la noticia en las redes sociales. No llegué a conocer a Ana personalmente. Eso me duele. Recuerdo fragmentos de conversaciones telefónicas. Recuerdo fragmentos de e-mails. Recuerdo gran talento y gran cariño en sus palabras. En más de una ocasión comentamos que teníamos que coincidir algún día en alguna parte. Pero no llegamos a conocernos personalmente. Y duele, no haber conocido a Ana personalmente. Creí que algún día nos encontraríamos. Lo daba por hecho. Sabía de su enfermedad pero no imaginaba que todo sería tan rápido. Recuerdo que yo nunca pensé en hacer un libro con mis dibujos hiperhíbridos. Recuerdo que fue ella quien me escribió proponiéndome juntar esos dibujos y hacer algo con ellos tras ver algunos en mi blog. Intento consolarme pensando que de mi relación con ella -y de su visión y la de Pedro- nació ese libro mío del que me siento orgulloso. Pero eso no puede consolar a nadie, vaya una tontería. De vez en cuando visitaba su blog. Coincidíamos en las redes sociales. No nos conocimos personalmente pero me atrevería a decir que, tras conversaciones telefónicas y nuestra relación a través de Internet, me sentía más cerca de ella que de muchísimas de las personas a las que haya conocido personalmente tras cruzarse en mi vida sin ton ni son a lo largo y ancho de los años.